TRINIDAD

Creemos en un solo y verdadero Dios, eternamente existente en tres personas; el Padre, el Hijo; y el Espíritu Santo, iguales en poder y gloria.

JESÚS

Creemos en la deidad de Jesús, su nacimiento virginal, su vida sin pecado, sus enseñanzas y milagros, su muerte expiatoria, su resurrección corporal, su ascensión al cielo, su intercesión eterna por sus hijos, y su regreso personal y visible a la tierra a establecer su reino.

ESPÍRITU SANTO

Creemos en la persona y obra del Espíritu Santo, quien habita, sella y da poder a cada creyente, bautizándolo en el cuerpo de Cristo, la Iglesia. Además, creemos que el Espíritu Santo vendrá sobre cualquier creyente que lo pida con fe, otorgándole el poder para ser testigo de Jesús. También creemos que todos los dones del Espíritu Santo mencionados en las Escrituras son válidos hoy y que deben ejercerse dentro de las pautas bíblicas establecidas por el Espíritu. Creemos que el amor es más importante que todos los dones, y que sin este amor todo ejercicio de los dones espirituales es inútil.

BIBLIA

Creemos que la Biblia es la inspirada, infalible, autoritaria y suficiente Palabra de Dios. Por lo tanto enfatizamos su enseñanza desde Génesis hasta Apocalipsis, línea tras línea, verso a verso. Rechazamos los puntos de vista doctrinales o fenómenos espirituales que se basan únicamente en la experiencia. Buscamos en la Biblia la base de toda nuestra fe y práctica.

PECADO

Creemos que todas las personas están separadas de Dios por su naturaleza pecaminosa y siendo también responsables por su propio pecado.

SALVACIÓN

Creemos que para la salvación del hombre pecador y perdido la regeneración que hace Espíritu Santo es esencial, y que el arrepentimiento de pecados y la confianza en Jesús como Señor y Salvador a través de la fe son la única forma de establecer una relación con Dios.

RESURRECCIÓN

Creemos en la resurrección, tanto del salvo para vida eterna, como del perdido para condenación eterna.

ESCATOLOGÍA

Creemos en el rapto pre-tribulacional de la iglesia y en la Segunda Venida de Cristo, donde Él vendrá junto con su iglesia a establecer visiblemente su reino en la tierra durante mil años. Creemos que la nación de Israel aún tiene un lugar en el plan de Dios y que todas sus promesas para ellos se cumplirán.

GOBIERNO DE LA IGLESIA

Creemos que Jesucristo es la cabeza de la iglesia, y que el gobierno de la iglesia debe ser simple en lugar de complejo y burocrático. Deseamos estar bajo la autoridad de la palabra de Dios y dirección del Espíritu Santo en todo el ministerio de la iglesia.

COMPAÑERISMO

Creemos que la única base verdadera de la comunión cristiana es el amor ágape de Jesucristo, que es más grande que cualquier diferencia que poseamos y sin el cual no tenemos derecho a llamarnos cristianos.

GUERRA ESPIRITUAL

Creemos en la existencia de un Satanás literal y real, y en la de sus ángeles caídos, destinados a pasar la eternidad en el infierno. Creemos que su propósito actual es engañar a la gente y oponerse a la obra de Dios. Sin embargo creemos que el creyente puede resistirlo debido a la residencia del Espíritu Santo en él, la intercesión de Jesús, y la protección del Padre.

ESTILO DE SERVICIO

Creemos que la adoración a Dios debe ser espiritual. Por lo tanto, permanecemos flexibles y nos sometemos a la dirección del Espíritu Santo para dirigir nuestra adoración.

ADORACIÓN

Creemos que la adoración a Dios debe ser inspirada. Por lo tanto, la música es una parte importante de nuestra adoración. Nuestra adoración es contemporánea, con énfasis en la “adoración” en lugar de “contemporánea”.

MADUREZ ESPIRITUAL

Creemos que la adoración a Dios debe ser inteligente. Por lo tanto, nuestras reuniones están diseñadas para enfatizar la enseñanza de toda la Palabra de Dios para que así Él no pueda instruir sobre cómo debemos de adorarle. Buscamos enseñar la Biblia de tal manera que su mensaje pueda aplicarse a la vida del creyente y así llevarlo a la madurez espiritual.

Last modified: 4 de julio de 2022

Comments are closed.